El Dragón Violeta

 

 

Violeta es una niña excepcionalmente diferente y nos enseña una herramienta para manejar nuestra mente.

El fondo de este libro es un aprendizaje en la conciencia mental de los niños. Aprender a manejar nuestros pensamientos y por ende nuestras emociones es básico en el crecimiento de todo humano.

El conocimiento está intercalado en una bella historia de ficción que los niños disfrutarán capítulo a capítulo.

 

 

El fondo de este libro es un aprendizaje en la conciencia mental de los niños.  Aprender a manejar nuestros pensamientos y por ende nuestras emociones es básico en el crecimiento de todo ser humano.

El conocimiento está intercalado en una bella historia de ficción que los niños disfrutarán capítulo a capítulo.

Como reforzamiento, he preparado unas meditaciones que podrán escuchar las veces que quieran en youtube en el canal de Chilpas.

 

Quiero lograr que los niños entiendan que:

  • Los pensamientos negativos hacen sentir mal a quien los piensa.
  • Los pensamientos generan un sentimiento.
  • Los pensamientos y sentimientos influyen en el ambiente que vivimos.
  • Todos podemos cambiar nuestros pensamientos.

 

 

Quiero que los niños aprendan a:

  • Manejar sus pensamientos. No tener pensamientos basura (mientras menos  pensamientos inútiles más presencia y atención habrá).
  • Usar pensamientos positivos, éstos fortalecen el amor y traen felicidad.
  • Identificar y eliminar pensamientos recurrentes.
  • Relajarse cuando se sientan saturados, probablemente les agobia algo que no es suyo y sólo están sintiendo algo exterior.
  • Usar la llama violeta, o meditación, como herramienta de cambio.
 

 

Lo que sabemos del mundo exterior entra en nosotros a través de nuestros sentidos. Las señales llegan al cerebro, ahí producimos pensamientos de lo que vemos, oímos, olemos, tocamos, gustamos y vemos. Al mundo lo interpretamos con nuestro pensamiento, pero depende de cada uno de nosotros de qué manera lo hagamos. De acuerdo a cómo pensemos, así vamos a vivir. Pensar genera una sensación en nosotros, y esa sensación es la que experimentamos. Podemos decidir pensar de manera diferente y quitarnos de la cabeza pensamientos basura, que son todos aquellos que nos alejan del presente.  

 

La realidad es un espejo del pensamiento: lo que yo pienso está en mi mente, pero la vida me devuelve la misma imagen.

 

Sigue a Violeta en esta historia y descubre cómo puedes aplicar sus herramientas a tu vida.

 

25 mar 2020


Por Monica Jarque
Compartir y Marcadores
Publicidad